domingo, mayo 18, 2008

La Leyenda de la Serpiente Blanca

Hakuja Den
Dir. Kazuhiko Okabe y Taiji Yabushita
Japón 1958

Cuando era niño Xu-Xian tuvo que deshacerse por imposición de sus padres de una serpiente blanca que tenía como mascota. Años más tarde se reencuentran, solo que ahora la serpiente, gracias a la magia, es una hermosa joven enamorada de él, lo que es visto como una aberración por el monje de la ciudad, quien destierra a Xu-Xian.
Las mascotas del joven seguirán finalmente sus pasos para traerlo de vuelta y que sea feliz junto con Bai-Niang, la muchacha serpiente.

* Una maravilla de película. Tan solo en la época clásica y la edad de oro de Disney, y entre las grandes joyas del anime encuentro films de corte infantil que superen “Hakuja Den”, y estamos hablando de una película que por estas fechas cumple 50 años.
Está considerada el primer anime de la historia, y se dice que impactó tanto al maestro Miyazaki que le impulsó a dedicarse a la animación, así como a otros grandes del anime actual, lo que ya es una buena baza para ver esta cinta.

* En cuanto al diseño de animación, por supuesto, hay que tener en cuenta cuando fue estrenada, pero aunque no tengamos el acabado impresionante y conciso, detallista, de la animación moderna, no desmerece, y tiene muchas imágenes de un preciosismo muy bello.

* Como en toda animación que se precie dirigida a los críos, y esto pasaba hasta hace unos diez añitos, se intenta dotar a los personajes de virtudes que hagan de la película no solo un entretenimiento, sino que aleccione a los pequeños en el terreno personal, no sermoneando, pero si presentando atractivos personajes con códigos conductuales y de valores para su desarrollo como persona. Así tenemos una película donde se alaba la amistad, el amor, el valor, la lealtad, etc. Cierto que los personajes, insertos en mundos de fantasía, tienen toda la facilidad para seguir confiados unos preceptos éticos, pero aún así, como drama que es la historia, no todo son rosas en el camino, y lo cierto es que los principios de que hacen gala los personajes son expuestos y cultivados con la llaneza de seres natural y francamente nobles. En relación a esto hay que señalar que, como es muy típico en la animación oriental, mientras hay personajes que son un dechado de integridad, los villanos no lo son tanto, no están desprovistos del todo de cierta dignidad, aunque sea esporádicamente, y siempre se les pilla in fraganti en algún momento haciendo gala de alguna virtud, mostrando que todo el mundo tiene un rasgo loable, y que siempre hay que juzgar desde la más amplia perspectiva. Esto lleva a cierta indefinición que hace a los personajes depararnos muchas sorpresas. Las mismas sorpresas que nos llevamos de mano del relato.

* En el cuento popular occidental de corte fantástico, no solo tenemos personajes arquetípicos muy marcados, sino que también la historia se ajusta a estructuras muy definidas, y podemos siempre presumir con cierta concisión lo que deparará la narración, incluso cuando entra en juego la magia o lo sobrenatural. En “Hakuja Den” lo tenemos más complicado, quizá la mente oriental pueda anticiparse al devenir de estas fábulas, pero a nosotros costará. Así seremos presa fácil del asombro, y sin que nos de una sensación de incongruencia, o al menos es lo que me pasó a mi.

* También destacar el gran componente emocional y dramático que ya revestía esta primera muestra de anime, y que será muy común posteriormente. Se podría decir que cualquier “Cenicienta” o “Blancanieves” tiene asimismo una dimensión dramática, pero esta está encorsetada, y ningún adulto sentirá nada ante las preocupaciones de las princesitas Disney. Ahora bien, los hay muchos que realmente se emocionan ante otras obras de animación, “Hakuja Den” bien pudiera estar entre ellas, y es raro teniendo en cuenta la contención emocional tan habitual en las obras asiáticas.
El caso es que la historia de amor entre Xu-Xian y Bai-Niang es preciosa, igual que el relato de los esfuerzos de los personajes por ayudarse entre ellos y lograr lo que creen justo. Una increíblemente hermosa historia, basada en una leyenda popular, un poco triste pero admirable, e incluso con algún toque políticamente incorrecto (¡!).
Una de esas películas que pondré a mis hijos (en cuanto puedan seguirla con subtítulos: una pena que no sean más conocidas estas obras y tengan tan poca difusión).

8 comentarios:

Juniper Girl dijo...

andas en una nota asiatica fantastica.

Fantomas dijo...

Me gusta bastante el anime y esta peli la desconocia por completo. Ahora mismo me pongo en campaña para conseguirla.

Muy buena reseña.
Saludos.

faraway dijo...

Siempre tuve curiosidad por esta peli, voy a ver si me decido de una vez y la veo.

Psicodeliazombie dijo...

Soy un fanatico de la animacion... esta cinta de seguro entrara en mi coleccion... gracias por la recomendacion....!!!

IRIAN-HALLSTATT dijo...

Juniper Girl: mmmmm, bueno, como siempre, cinta asiática o cinta occidental que me guste lo suficiente y me diga algo, acaba por aquí.

Fantomas: Yo la vi hace ya un tiempecillo. Me la soltó un colega y la desconocía por completo, me la dio en plan “mira que he pillado por ahí”. No veas si he visto buenos films de la misma forma.

Faraway: Pues buen momento para verla. Si fuera por mi, me hacía con todo el anime antiguo, pero es que hay tanto por ver, independientemente de género o procedencia…

Psicodeliazombie: A mi también me encanta el anime, llevo unos años viendo animación nipona, pero aun me queda mucho clásico por ver, y más entre las series de animación, que ahí si que hay joyas, joyas y más joyas.

Saludos a todos.

Psicodeliazombie dijo...

Pasate por mi blog... te echo de menos por Matamoscas y Sapos...!!!

BUDOKAN dijo...

Hola, yo también desconocía esta obra y me han dado ganas de verla porque justamente me encuentro buscando material sobre el género. Saludos!

IRIAN-HALLSTATT dijo...

Psicodeliazombie: Últimamente estoy de un ocupado y reventado que da susto, pero de vez en cuando sigo frecuentando los blog que me atraen, entre ellos el tuyo.

Budokan: ¿Andas a la busca y captura de obras de anime? Pues te recomiendo que engullas todo lo de Miyazaki y Satoshi Kon, por empezar por lo bueno, sea que con mala suerte te pilles una pila de bodrios.

Salud.