martes, septiembre 25, 2007

El Pequeño Nezha Lucha Contra los Dragones Reales

Prince Nezha's Triumph Against Dragon King
Nezha nao hai
Dir. Yan Ding Xian
, Wang Shuchen
China 1979

Nezha es un prodigioso regalo de los dioses a su padre, el gobernador, cuya mujer tardó 3 años en darlo a luz. Llega al mundo en una época en que los dragones aterrorizan al pueblo, y Nezha, con solo 6 años, luchará contra ellos para detenerlos.

* ¡Que nostalgia! De pequeño tuve la oportunidad de ver esta película varias veces, ya que la programaban con asiduidad en algunos canales de TV comunitarios. Recuerdo que cada vez que la veía, lo hacía totalmente extasiado ante su mágica historia. No la recordaba bien, y no sabía ni siquiera su título. Llevaba años buscándola en vano, y por fin está disponible. Por fin, he podido disfrutar de nuevo de esta maravilla de la animación.

* Film fantasioso y conmovedor, respetuoso con una infancia de personalidad en desarrollo, que estimula la imaginación y los valores fundamentales. Tiene alguna escena “durilla” y “dramática”, algo común en la animación oriental, que se permite ciertas libertades y desinhibición en algunos aspectos (en otros no). Pero la película es plenamente infantil, lo cual no es óbice para que puedan disfrutar de ella los adultos, o al menos, aquellos adultos que aun conserven ciertos resquicios de su niñez, en cuanto a imaginación y capacidad para dejarse llevar e impregnar por la inventiva y lo fabuloso.

* En el aspecto visual es extraordinaria. Recrea una mítica China feudal. Pero lo más cuidado, y de distintiva y delicada belleza, es el tratamiento del protagonista Nezha, y la acción; las luchas por ejemplo. Nezha, prodigioso niño, vitalista, bondadoso y noble, sensible ante tales cualidades, pero capaz de henchirse de ira ante la injusticia y la vileza; lucha cual gimnasta artístico, lo que he visto en pocos animes, y si mucho en el cine épico y dramas históricos orientales a imagen real, sobre todo en las producciones chinas, muy dadas al exceso ornamental.

Pero no olvidemos que el film es del 79, y no vamos a encontrar la exhuberancia de la animación actual. Decorados mayormente estáticos donde la acción se desarrolla casi siempre de golpe. Nezha es el personaje que tiene más “vidilla”.

También tiene cierto toque emocional, que no parece muy del gusto de los niños hoy día, más interesados en los Pokemon y Shrek’s. Esta película parece la total antítesis de la animación actual: imaginería fabulosa y mágica, humor de corte infantil, entrañable sentimentalismo, y además, se apela a la inventiva.

* Un homenaje a lo soñador, al cuento de toda la vida. Una película, por ello, a desempolvar, y plantar a nuestros pequeños ante ella, en una época plagada de estrenos donde se parodia y mancilla el cuento popular, y donde las producciones infantiles ensalzan el materialismo y usan un lenguaje indigesto para ellos. Andersen debe andar retorciéndose en su tumba.

* Algo en lo que me he fijado también, es que, o mucho me equivoco, o las revisiones cinematográficas orientales sobre sus cuentos y mitos populares, y en los films inspirados por estos, se adapta tal cual, sin edulcorar ni suavizar, quizá modificando el lenguaje, pero sin proscribir elementos de la historia, como se hace en occidente ante la posibilidad de herir sensibilidades. En el este, y no tan al este como pueda parecer, no se hace ascos al final desconsolado, a lo trágico, a lo “triste, pero cierto”: si el malo come niños, los come.

5 comentarios:

BUDOKAN dijo...

Muy bonitas las aventuras de este personaje que hasta este momento era totalmente desconocido para mí. Saludos!

IRIAN-HALLSTATT dijo...

Buenas budokan. No se si te gustará; a mi me encanta, y sobre todo, me trae gratos recuerdos.

troncha dijo...

Me suscribo a lo dicho por Budokan, también lo desconocía, pero a partir de ahora intentaré ver algo sobre este personaje.

Gracias irian.

Saludos...

Anónimo dijo...

Hola!

una sorpresa ver que hay a quien dejó huella. Estoy intentado localizarla y no encuentro nada ¿alguna sugerencia?

IRIAN-HALLSTATT dijo...

Bueno "anónimo", en la mula anda. Fácil hacerse con ella. Que la disfrutes.