sábado, noviembre 04, 2006

Muñecos Infernales


The Devil-Doll
Dir. Tod Browning
EEUU 1936





Marcel, un científico loco, y Lavond, un banquero encarcelado por la perfidia de sus socios, escapan de la cárcel para dar rienda suelta a sus extraviados planes.
Marcel muere poco después de la fuga, pero tras haber llegado a su hogar, y hacer participe a Lavond de la naturaleza de sus experimentos. Tras la muerte del científico, Lavond ayudará a la mujer de Marcel a seguir con los experimentos, y estos le ayudarán a él a llevar a cabo su venganza.
















* Otro título imprescindible del autor de la imperecedera “Freaks”. Quizá hoy día no cause el impacto que sí que provoca aún esta última, pero no por ello está desfasada; es una maravilla, y se echan de menos propuestas de estas características en la actualidad, que combinasen el espíritu del viejo terror, con lo que los tiempos modernos y sus libertades ofrecen al cineasta de hoy.

* Aunque los efectos de esta película puedan provocar carcajadas en muchos aficionados al cine de hoy, amantes de lo digital, a mi me han gustado bastante; me gusta el efecto causado al reproducir la reducción de los cuerpos, unas veces superponiendo planos, y otras recreando a gran escala los objetos (o eso creo, pues la calidad de imagen de la copia que he visto no era precisamente óptima). Al no ser un gran conocedor de la fantasía de la época no se el impacto que causarían tales efectos en su época; ya digo que a mi me resultan atractivos (quizá también entrañables), y el tono de la película hace olvidar lo chocantes que a día de hoy puedan resultar.



* La parte, horripilante digamos, de la historia resulta bastante inquietante desde un principio, con ese Marcel, perfecto en su papel de típico científico loco, que en su obsesión por el supuesto bien de la humanidad sobrepasa los límites de la cordura en sus experimentos; y su mujer, no menos desquiciada, con el mismo extravío en la mirada y el comportamiento. La idea del ex convicto perseguido, que disfrazado de abuelita fabricante de muñecos recorre París introduciendo sus “muñecos infernales” en las casas de sus víctimas, es una excentricidad de lo más atinada.



* Pero yo me quedo con la historia personal del protagonista, Paul Lavond. Ha permanecido en la cárcel, siendo inocente, 17 años, resistiendo gracias al odio hacia sus ex socios, y al amor por su familia, que paradójicamente ha estado alimentando ese odio. Ha pasado todos esos años consciente de que su entrada en la cárcel destrozó a su familia; que esta lo considera un ladrón, un malhechor; consciente de su desprecio, y en especial del de su adorada hija; son emocionantes las escenas en que esta vitupera de forma brutal a su padre ante la supuesta viejecita, sin saber quien es en realidad; las visitas de Lavond a su madre, ... me ha encantado la dimensión emotiva del film.
Muy bien también está para mi plasmada la encrucijada en que se encuentra Lavond. Tiene que vengarse de sus ex socios porque el odio que ha ido acumulando durante 17 años no le deja alternativa, y tiene que limpiar su nombre ante su familia y la sociedad, borrar la execrable imagen que se han forjado de él, e intentar sacar a su familia de las miserias en que se ve sumida desde hace tantísimo tiempo. Pero debe probar su inocencia haciéndose culpable de algo aún peor que aquello por lo que le condenaron; aunque suene extraño debe recuperar a su familia sin volver a verla jamás, pues el ver como viven sus socios gracias a su falsedad, y pensar como esa falsedad llevó a su familia a la ruina, la desgracia, el desprecio hacia él, y la anatema social, hace que la vuelta atrás en sus planes sea imposible.

* Historia de amor-odio acompañada de un atractivo componente fantástico y de terror.

2 comentarios:

troncha dijo...

Impresionante Browning en general, es uno de mis directores favoritos, además "Muñecos infernales" es de las primeras suyas que vi...al igual que a ti "Freaks", me parece indispensable. Siempre me impresionó mucho como pudo hacer en aquella época los efectos visuales que hizo y tan bien hechos.

Por cierto me gusta también tu blog, muy interesante, y gracias por alagar el mio.

IRIAN-HALLSTATT dijo...

Yo vi "Freaks" hace mucho tiempo, pero no me había dado nunca por interesarme por la filmografía de su director; ahora tendré ponerme a ello.
Saludos.